El arte detrás de las manualidades

Existes varios materiales con los que se pueden hacer grandes trabajos manuales sin que resulten tan caros ni peligrosos si se trabaja en especial con pequeños.

Y existen proyectos que requieren de materiales que ya tenemos en casa y podemos reciclar sin mayor problema para convertirlos en un nuevo objeto, para adornar un espacio especial o una fiesta o sencillamente para poner la creatividad a todo lo que da.

El practicar y trabajar con los más pequeños o con personas que gustan de aprender cosas nuevas, el arte de las manualidades es una gran ventana ya que te permitirá conocer las texturas, pros y contras de los materiales y el manejo de herramientas.

Entre los materiales tenemos por ejemplo el fieltro para manualidades rápidas y coloridas en donde a pesar de ser una tela, en muchas de las ocasiones no requiere de costuras hechas con máquina de coser  ni dobladillos. Esto es una enorme ventaja para esos proyectos que requieren de muchos “clones”.

Ahora que si eres de las que gusta que las cosas duren y perduren, por supuesto que es un material que bien lo puedes coser sin mayor problema.

Otro material ideal para las manualidades es el foami. Económico y versátil hasta el grado de que ahora lo podrás encontrar en muchos más colores, que incluyen brillantina o el grabado de texturas

Entre grosores y tamaños, este material es uno de los más usados incluyendo los jardín de niños, donde las maestras se dan vuelo con lindas creaciones para llamar la atención de sus alumnitos.

Otro material que es altamente versátil es el papel, ya sea de colores o texturas, es un material con el que podrás dar colorido y expresión a innumerables formas.

De hecho, existe toda una técnica milenaria que se basa tan solo en el doblado del papel ¿ya sabrás a cuál me refiero, cierto? Sí, al origami.

El origami es un arte japonés en donde tuvo sus comienzos al doblar las letras y el papel para envolver los artículos.

Llevado después como un estilo de vida bien regulado vino con el advenimiento de la sociedad del samurai que dio lugar al arte del plegamiento del papel para los propósitos prácticos y formales.

Gracias a esta técnica del origami en donde puedes construir formas concretas, aquí un dato interesante, gracias a Friedrich Wilhelm August Fröbel (1782-1852), quien implementara un método de enseñanza para los educadores alemanes de mediados del siglo XIX da como origen el origami tradicional europeo.

Fue entonces nuestro ilustre Friedrich quien convirtiera el arte del plegado del papel lo que originó la creación de hacer varias formas geométricas siendo ampliamente adoptado particularmente en las guarderías japonesas.

Bueno, gracias a este nuevo giro del origami, el “arte” de hacer “arte” con el papel es lo que tenemos hasta nuestros días.

Otro de los materiales que es ideal para hacer manualidades es el trabajar con arcilla y/o plastilina. El trabajar con este tipo de materiales ayuda a la perspectiva, al manejo de los detalles y especialmente a ser muy observador.

Junto a los materiales, viene otro sector muy interesante que se aprende y se explota como es el manejo de las herramientas.

Algo tan sencillo como el saber usar una regla y un lápiz, pasando por saber manejar las tijeras y el tan útil y peligroso cutter si no se hace adecuadamente.

Otras son las herramientas que se pueden usar durante el recorrido y es solo con el uso de los materiales y una creatividad en acción cuando será necesario usarlos, todo para darle vida a nuevos objetos a través de las manualidades.

Propiedades del material requeridas para el diseño

Local de Juegos de mesa